Los productos que comercializa el Grupo Ricardo Fuentes cumplen con todas las garantías sanitarias sin excepción. Somos pioneros a la hora de invertir en instalaciones y procesos para, por ejemplo, conservar los productos a una temperatura de hasta -80º en tierra y en el mar garantizando que nunca se rompa la cadena de frío o para incorporar los últimos avances disponibles para preparación, corte y envasado.

La trazabilidad es, para todo esto, fundamental. No solo cumplimos lo que establece la legislación para cada tipo de atún, sino que damos un paso más con personal formado continuamente en la materia y con las posibilidades que ofrece la tecnología.

Todos nuestros clientes tienen siempre a su disposición toda la documentación para comprobar, en cualquier momento, el proceso que hemos seguido y el trabajo que hemos realizado.