Frente al COVID-19 existen diferentes tipos de test y cada uno tiene una utilidad diferente.

Como pruebas diagnósticas, se puede optar por una prueba PCR (prueba de mayor fiabilidad y la más utilizada) y la prueba rápida de antígenos (que ofrece resultados en 15-20 minutos).

Ambos sirven para comprobar si una persona está infectada o no por el Covid-19.

Fuente: Ministerio de Sanidad.